Javascript DHTML Drop Down Menu Powered by dhtml-menu-builder.com
 
   • Noticias de COLUMNA
COLUMNA - INTERNACIONAL ( 28/08/2020 12:14:10 p.m.)
Racismo y Deporte: “Black lives matter” y el Show no siempre debe continuar

ImagenEsta vez, fueron los protagonistas quienes pusieron la protesta por encima del show, transformándose en los verdaderos dueños de la actividad. Decidir no jugar los partidos programados días atrás fue un claro mensaje, de la inacción deportiva a cambio de la acción social.

 

POR PABLO ROCHI

Charles Aznavour nació en París, Francia, un 22 de mayo de 1924. Fue un famoso cantante, compositor y actor, considerado a nivel mundial “el embajador de la canción francesa”.

Trascendió a pasos agigantados gracias a su talento y popularidad, tal es así que llegó a vender 200 millones de discos.

Charles Aznavour en realidad era su nombre artístico. El verdadero era Shahnourh Varinag Aznavourián Baghdassarian. Para un presentador de espectáculos, casi imposible de nombrarlo correctamente.

En su momento de esplendor lo llamaban el Frank Sinatra francés. Romántico y poeta, se casó tres veces y tuvo seis hijos. Su calidad como artista lo llevó a brillar por los principales escenarios de Europa y Estados Unidos.

Charles Aznavour, en realidad, no solo fue un extraordinario cantante, sino también es el creador de una de las frases más conocidas en el mundo: “El show debe continuar”.

Entre sus tantas cualidades, Aznavour tenía una lucidez brillante para resumir en pocas palabras una situación particular. “El show debe continuar” surgió así, de su espontanea manera de vivir el momento.

Aquella frase la dijo arriba del escenario, en una de sus tantas actuaciones. Fue su hija, Katia Aznavour, quien primero la escuchó. Katia lo acompañaba en sus giras porque era una de sus coristas. En un momento vio que su papá se descompensó en plena actuación. Se acercó sigilosamente para disimular el momento y le preguntó: “¿Papá, estas bien?”.

Charles Aznavour, respondió. “No, pero el show debe continuar”. Aquel recital no se detuvo y desde luego la frase quedó inmortalizada.

El deporte en general y el estadounidense en particular utilizó muchas veces la frase de Charles Aznavour para mirar al costado en situaciones delicadas y así no detener la industria. Lo hizo por negligencia, por presiones comerciales o por la incapacidad de sus dirigentes, entre otras cuestiones.

En este contexto, el racismo y el deporte nunca se llevaron bien. Detrás de este vínculo maquillado hay historias muy duras y crueles, inclusive con estrellas destacadas del deporte mundial. Ciento de acciones y mensajes se visibilizaron mediante el deporte en busca de frenar hechos raciales.

La muerte de George Floyd a manos del policía Derek Chauvin, o el brutal asedio a Jacob Blake, a quien la policía le ejecutó siete disparos en Wisconsin, impulsó al deporte de Estados Unidos para estar más juntos que nunca y así decirle “basta al racismo”.

Los jugadores de la NBA, el Beisbol, y el fútbol de la Major League Soccer se unieron y detuvieron sus competencias en repudio e indignación a estos episodios.

Esta vez, fueron los protagonistas quienes pusieron la protesta por encima del show, transformándose en los verdaderos dueños de la actividad. Decidir no jugar los partidos programados días atrás fue un claro mensaje, de la inacción deportiva a cambio de la acción social.

El “black lives matter” quiere romper definitivamente con el “Show debe continuar”. No busca ser una frase sino una acción.

Que las estrellas deportivas del basquetbol, beisbol y soccer se arrodillaran en pleno himno estadounidense previo a los partidos no fue solo un movimiento social de protesta. Rompió todo principio. Se lo puede tildar de inmoral y hasta puede ser  sancionable. Sin embargo, los jugadores dejaron de costado lo que se debe hacer en pos de su reclamo.

En el deporte estadounidense, un muy alto porcentaje sus atletas son negros. Ellos buscan que los casos George Floyd y Jacob Blake deben ser el fin del racismo. Y desde luego debe ser así.

Charles Aznavour ya no está entre nosotros. Es cierto que su frase retumbó para siempre. Pero como bien hacen los jugadores de color, el Show no siempre debe continuar.

 
 
 
 
 
©2009 - ParanaDeportes.com.ar - Director Periodistico: Pablo H. Rochi - Paraná - E. Rios - Argentina